Vivir con un adicto al fútbol

06/30/2015
Avatar

Escrito por: Kelly Gallego

Cuando nuestra relación inició, el me dijo que amaba el fútbol, que era su pasión y que su televisor solo sintonizaba canales de fútbol, a toda hora. Me pareció normal, al fin y al cabo ¿a qué hombre no le gusta el fútbol? ¿Qué hombre no ve partidos? Pero, TRES años y miles de partidos después, puedo confirmar que mi novio tiene una única adicción: EL FÚTBOL. De verdad, no se separa del televisor, computador y celular. Él respira fútbol.

A mí me gusta el fútbol, veo los partidos de la selección, incluso lo he jugado, pero nunca imagine que una persona podría ver tantos partidos seguidos de fútbol sin parar. Mis fines de semana se volvieron una eterna negociación: «Amor, el sábado mis papas nos invitaron a almorzar», veo la mueca en su cara y entiendo, ese sábado al medio día hay fútbol, su presencia en el almuerzo familiar está en duda; «Bueno, entonces vamos a desayunar el domingo», pero su mueca es peor, el domingo en la mañana hay clásico en Inglaterra. Nada que hacer, durante los fines de semana, nuestros planes deben ser de noche.
Me resultaba imposible creer que alguien pudiera aguantar tanto tiempo al frente de un televisor, que su agenda se manejara de acuerdo a la programación de partidos, que una persona supiera quién es el delantero del décimo equipo de España, que supiera cuántos goles ha recibido el arquero del último equipo de Alemania y que conociera como juega el quinto de Francia. Verlo hablar de fútbol me emociona, es tanta su pasión que contagia.
Después de 3 años, de innumerables preguntas y explicaciones, de girar horas a su lado viendo los juegos, de escucharlo debatir con sus amigos, y de acompañarlo a su trabajo (¿les conté que su profesión es técnico de fútbol?) me he vuelto una amante más del Fútbol. Me impresiona ver como de mi boca salen las palabras para explicarle a mis las razones por las cuales este delantero es mejor que el otro, me asombra ver cómo le puedo explicar a mi mamá porque X jugador es mejor para el esquema de Y técnico; me emociona ver como aplaudo una jugada colectiva. Gracias a él entendí lo que es el fútbol, entendí que es mucho más que 22 hombres detrás de un balón, entendí lo que es esta pasión. Y puedo dar fe de que entre sus amigos no es el único así, pueden averiguar entre sus amigos de PaseAlVacio.
PD: Somos hinchas del mismo equipo y nuestra tercera cita fue ir al estadio, no podía imaginar lo lindo que es ir a ver un juego en vivo.  Hoy, pensando las cosas, creo que cuando nos abrazamos para celebrar ese gol de la victoria sobre la hora fue que me enamoré de él.