Un sueño imposible

01/20/2016
Oscar Pacheco

Escrito por: Oscar Pacheco

¿Quién no se ha soñado despierto con levantar el Balón de Oro que lo certifique como el mejor jugador del mundo? Debo confesar que cada vez que veo a Lionel Messi o Cristiano Ronaldo recibirlo, he pensado en lo que sentiría de haber sido yo el que estuviera allá parado dando el discurso de la victoria. Aunque no es una posibilidad, lo he pensado, ¿cómo habrá sido para quienes sí tuvieron la oportunidad y nunca lo lograron?

De quienes tuvieron opciones claras de lograrlo y no llegaron al primer puesto sale un plantel tipo selección de 23 jugadores:

Porteros (3): Gianluigi Buffon, Iker Casillas y Oliver Kahn.
Defensas (5): Roberto Carlos, Paolo Maldini, Andreas Brehme, Franco Baresi, Carles Puyol.
Mediocampistas (9): Xavi Hernández, Andrés Iniesta, Franck Ribéry, Frank Lampard, Andrea Pirlo, Steven Gerrard, Frank Rijkaard, Dennis Bergkamp, Diego Armando Maradona.
Delanteros (6): Raúl González, Thierry Henry, Didier Drogba, Zlatan Ibrahimovic, Francesco Totti y Alessandro Del Piero.

Nombres históricos, varios de los cuales nos hicieron admirarlos sin importar que camiseta representaban, y con los cuales los aficionados hablan de injusticia por no haber podido lograrlo. Soy de los que no se explica cómo Iker Casillas nunca estuvo en la terna, siendo clave en los títulos de España en el Mundial y Eurocopas; o cómo Paolo Maldini nunca fue el ganador mientras lideró al Milan a ser campeón de Europa y de Italia en varias ocasiones; o las razones por las cuales Raúl, ganador de tres Champions tampoco llegó a alzar el premio.

Los 23 seleccionados tuvieron méritos de sobra para lograrlo, pero hay algunos que se quedaron a la sombra de Cristiano y Messi; Xavi, Iniesta, Casillas, Drogba o Ribéry no lo lograron porque les tocó competir con dos jugadores que se han metido en la historia del fútbol por su necesidad patológica de ganar y que han llevado los niveles del fútbol a niveles jamás imaginados, mientras que por ejemplo Maldini o Baresi se encontraron con Van Basten o Gullit, que en ese momento jugaban a su lado en el Milan y lideraban a una Holanda de ensueño.

El fútbol quedó en deuda con varios jugadores, pero solo uno podía ganar por año, este listado y muchos otros, se quedaron a las puertas del sueño, es claro que tú o yo solo lo podíamos soñar, ellos tenían las características y los méritos para lograrlo, pero no les llego el momento. Varios fueron campeones del mundo, muchos campeones de Champions, pero el Balón de Oro les fue esquivo, su SUEÑO FUE IMPOSIBLE.