El fútbol colombiano y sus dirigentes

01/25/2013

El fútbol colombiano parece mejorar mucho su nivel por el rendimiento de jugadores como Falcao, James o Guarín en el exterior, por el gran 2012 de la selección, y porque muchos jugadores han visto al FPC como una vitrina y deciden regresar de la MLS o Argentina para jugar en equipos nacionales, pero con la revelación de un acuerdo para vetar jugadores por parte de los dirigentes podría tener consecuencias nefastas para el presente del fútbol en Colombia.

La FIFA tiene prohibido este tipo de pactos en contra de jugadores y la grabación de una reunión en la DIMAYOR en la que se escucha al presidente del Itagüi hablando sobre el tema abre un debate sobre las posibles consecuencias o sanciones que podría tener el fútbol colombiano de llegarse a probar este tipo de conductas.

Hace mucho se habla al respecto, pero solo ante la grabación se pone de manifiesto y con el caso de Yonny Ramirez en un litigio entre Chico y Millonarios, en el cual se pelean sus derechos deportivos con dos contratos, al parecer, firmados por el jugador, hacen que surja la preocupación al respecto. De llegar a intervenir la FIFA, podría llegarse al punto de la desafiliación de Colombia del máximo organismo del futbol en el mundo.

En un momento grandioso de nuestros futbolistas en el exterior, los dirigentes no pueden ensuciar la labor de los verdaderos actores de este espectáculo. Ellos solo administran, y no tiene porque creerse los dueños del fútbol colombiano, que pertenece a todos esos hinchas que acompañan a sus equipos domingo a domingo, a los futbolistas que se ganan el pan en un campo de juego.